jueves, 10 de abril de 2014

CONSAGRACIÓN DEL HOGAR

CONSAGRACIÓN DEL HOGAR A NUESTRA MADRE SANTA MARÍA VIRGEN


Santísima Virgen María, a quien Dios constituyó Auxiliadora de los Cristianos, te escogemos como Señora y Protectora de ésta Casa y los que en ella habitamos y te las consagramos.

Dígnate mostrar aquí tu auxilio poderoso. Preserva ésta casa y todos los bienes patrimoniales que hay en ella de todo peligro: incendio, inundación, rayo, tempestad, terremoto, ladrones, malhechores, guerra y todas las demás calamidades  que conoces.

Bendice, protege, defiende, guarda como algo tuyo a las personas que viven en ésta casa. Sobre todo concédeles la gracia más importante: la de vivir siempre en la amistad de Dios, evitando el pecado.

Danos la fe que tuviste en la Palabra de Dios y el amor que nutriste por tu Hijo Jesús y por todos aquellos por los que Él murió en la Cruz.

¡María, auxilio de los cristianos, ruega por todos los que viven en ésta casa que te ha sido consagrada!

Te invitamos Madre a que tomes posesión de este hogar y que junto con nuestro Señor Jesucristo, San José y los ángeles, pasen a habitar entre nosotros como miembros de éste Hogar.

Amén.


 WWW.MILICIADEGUADALUPE.ORG
WWW.EJERCITOMARIANO.COM

Rosario de las Lagrimas de la Sma. Virgen de Fatima

LAS 5 PIEDRAS DE MEDGUJORGE (1º Piedra)

ORACIÓN DE CONVERSIÓN

PROMESAS DEL ROSARIO DE LA PRECIOSISIMA SANGRE DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO

TESTIMONIO DEL INFIERNO - JOVEN COREANA

FECHAS SUGERIDAS PARA LA CONSAGRACIÓN AL INMACULADO CORAZÓN DE MARÍA

FECHAS SUGERIDAS PARA LA CONSAGRACIÓN AL INMACULADO CORAZÓN DE MARÍA
Click en la Imagen para descargar la consagración

PASOS PARA UNA BUENA CONFESIÓN:

Yo me confieso , ¿ Y tú?

Yo me confieso , ¿ Y tú?
Para recibir la Sagrada Eucaristía hacen falta tres condiciones: 1) estar en gracia de Dios; 2) saber a quién se va a recibir, acercándose a comulgar con devoción; 3) y guardar una hora de ayuno antes de comulgar.

ESTE TESTIMONIO QUIERE SALVAR TU ALMA

Confesarse:

Decía el Santo Cura de Ars:

Hay quien esconde pecados mortales por diez, veinte, treinta años. “Siempre están atormentados; siempre está presente su pecado en su mente; siempre tienen el pensamiento de decirlo, y nunca lo hacen… ¡es un infierno!

Cuando hacéis una buena confesión, habéis encadenado al demonio. Los pecados que escondemos reaparecerán todos. Para esconderlos bien, hay que confesarlos bien”. Y añadía: “Hay que dedicar más tiempo a pedir la contrición que a examinar los pecados”.

ARMADURA ESPIRITUAL COMPLETA (Click en la Imagen)

ARMADURA ESPIRITUAL COMPLETA (Click en la Imagen)
Click en la Imagen para descargar

EL GRAN AVISO (Click en la imagen para descargar)

También te pueden interesar: